Participantes en la convivencia deportiva, junto con algunos regalos. /Peña El Basilísco

Participantes en la convivencia deportiva, junto con algunos regalos. / Peña El Basilísco

Gran ambiente en la iniciativa solidaria

Una recogida de juguetes muy futbolera

La peña El Basilisco recupera su convivencia deportiva con una buena participación de adultos y niños

Javier Sánchez Pablos
JAVIER SÁNCHEZ PABLOS

La excusa ayer fue la actividad deportiva y, concretamente, el fútbol. No obstante, no faltó el espíritu competitivo de los jugadores, grandes y pequeños. A pesar de ello, lo más importante era recoger el máximo número de juguetes para que los Reyes Magos los lleven a las familias más desfavorecidas. Todo ello estuvo aderezado con un sol radiante, además de un gran ambiente.

Se trató de la convivencia deportiva de la VI campaña solidaria Regala un juguete, organizada por la peña El Basilisco, con el apoyo del CF Trujillo, la agrupación deportiva del Colegio Sagrado Corazón de Jesús y el Ayuntamiento trujillano. Además, tuvo la colaboración de diferentes entidades comerciales.

Esta convivencia se volvió a llevar a cabo en el campo de césped artificial, tras dos años de ausencia. La mayoría de los pequeños, con sus familiares, entregó sus regalos para la causa. «Ya se han recaudado más de 200», resaltó a mediodía una de las personas implicadas en este proyecto, Amparo Izquierdo. Al final del día, se contabilizaron unos 300 juguetes.

Los partidos

La jornada echó a andar a las diez de la mañana, con la participación de la cantera, tanto del Trujillo, como del Sagrado Corazón de Jesús. En primer lugar fue el turno de los prebenjamines, seguido de los alevines. Después, jugaron las categorías alevín e infantil. Los menores, antes de sus encuentros, fueron entregando esos juguetes. «Los chavales se han comportado muy bien. Además, han arrastrado a sus padres», apuntó uno de los organizadores, Antonio Alvarado, 'Ñeke'.

Uno de los platos fuertes de esta convivencia llegó a la una de la tarde con el triangular disputado entre los veteranos del Trujillo y del Miajadas, junto a un combinado de la Asociación Deportiva Fútbol Sala Trujillo. Esta propuesta hizo que se volvieran a juntar en un terreno de juego jugadores de diferentes épocas. A pesar de los años, algunos mantienen la calidad. «Son jugadores ilustres del Trujillo y hemos echado un rato agradable», remarcaba Ñeke. No faltaron las bromas y el buen ambiente entre todos los participantes.

En alguna ocasión, reclamaron ir al bar, en este caso, para recuperarse del esfuerzo con algún refrigerio dispuesto para la ocasión. Y es que, durante toda la jornada, hubo bebidas a disposición de los asistentes, así como aperitivos, donados por diferentes negocios.

A mediodía, además, se realizaron dos paellas, para un centenar de personas. A cada degustación se puso un precio simbólico para sufragar los gastos de la actividad. Ya por la tarde se jugó un interesante partido entre los juveniles del CF Trujillo y el CD Coria. «El objetivo ha sido pasar un día de convivencia en torno al fútbol, que se vea el trabajo que se hace y recaudar el mayor número de juguetes», insistió Antonio Alvarado.

La campaña continúa

La campaña benéfica continúa abierta. Por tanto, todavía se pueden entregar juguetes en la cafetería Victoria o en la sede del CF Trujillo. A cada persona que haga esa donación se le están dando papeletas para entrar en un sorteo con regalos, que se llevará a cabo el 2 de enero en la plaza Mayor.

Entre otros regalos se sortearán una camiseta firmada por el seleccionador nacional Luis de la Fuente y un balón firmado por la plantilla del Real Madrid, así como una camiseta de Raúl García y otra firmada por Juan Carlos Unzúe, que se ha convertido en una figura para dar visibilidad a la esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Ese día, además, se hará entrega a Cáritas de los juguetes recogidos.