Participantes en la celebración de San Antón. / J. S. P.

La plaza Mayor acoge la bendición de los animales por San Antón

Tuvo lugar ayer, con la participación de numerosos animales de diferentes especies.

Javier Sánchez Pablos
JAVIER SÁNCHEZ PABLOS

Con una jornada soleada, la plaza Mayor se llenó ayer, una edición más, de animales. Hubo, sobre todo, perros de muy diversos tamaños, aunque no faltaron otras especies, como canarios, agapornis, gatos e, incluso, un pony y un caballo, entre otros ejemplares. Se debió a la celebración de San Antón, patrón de los animales. Aunque tuvo lugar el 17 de enero, se suele conmemorar en la ciudad trujillana el domingo siguiente, como así se hizo, con una buena aceptación de público. De hecho, dio de un ambiente especial a la plaza, con la participación de menores, llevando sus mascotas, así como adultos.

Esta conmemoración se inició con una misa especial en la iglesia de San Francisco. En esta ocasión, estaba permitido acceder al templo con las pequeñas mascotas. Seguidamente, tuvo lugar la procesión con la imagen del Patrón, que fue a un paso ligero desde este templo, hasta la plaza Mayor. Mientras, distintos animales ya esperaban la llegada de San Antón.

Una vez situado a los pies de la estatua ecuestre de Francisco Pizarro, el párroco, Juan Carlos Milla, fue bendiciendo uno a uno a estos animales. Para ello, se formó una larga cola. Seguidamente, recibieron un pequeño bollo de pan y una estampa.

En esta actividad, también colaboró el Refugio Turgalium.