Los fronteros, un momento del homenaje a toque de tambor / HOY

'Fronteros de Extremadura' homenajea a García de Paredes

Los integrantes de este grupo hicieron un sencillo acto en la iglesia de Santa María, donde está enterrado

Javier Sánchez Pablos
JAVIER SÁNCHEZ PABLOS

'Fronteros de Extremadura', grupo dedicado a la práctica, exhibición, recreación y divulgación de las artes marciales europeas durante el medievo, ha vuelto a protagonizar una nueva actividad en la ciudad trujillana. En esta ocasión, ha consistido en un homenaje a Diego García de Paredes, el Sansón Extremeño'. Tuvo lugar el pasado domingo, en la iglesia de Santa María, donde está enterrado. Este militar trujillano, conocido por sus hazañas y su fuerza física, luchó con el Gran Capitán en las Guerras de Italia.

El sencillo acto contó con la participación del concejal de Cultura, Enrique Borrega, así como de agentes de la Guardia Civil, entre otros asistentes. Asimismo, se ha tenido la colaboración de la parroquia y de la Cofradía del Santo Sepulcro, según explica uno de los representantes del grupo organizador, el trujillano Jesús Ruiz.

La actividad se inició en el castillo y ya vestidos con la indumentaria de la época, los fronteros, en formación, se dirigieron dirección la iglesia. Antes de acceder, se dio una explicación de por qué se hizo el homenaje y el día elegido para realizarlo. Ruiz detalla que se ha llevado a cabo haciéndolo coincidir, en cierta forma, con el 'Desafío de la Barleta', que fue el 19 de septiembre de 1502, en la villa de Trani (Italia). Se trató de una confrontación entre 11 españoles y 11 franceses, en el que participó el Sansón trujillano y en donde demostró su fortaleza. Mientras se leía el relato de esta secuencia histórica, otro compañero hizo un floreo o molinetes con el montante, que es una espada a dos manos de 1,30 metros. Era la que utilizaba García de Paredes. «Fue una forma de ver cómo se movía el arma y cómo se defendían en aquella época», apunta.

Tras este breve acto, se accedió a Santa María. Delante de la tumba, los fronteros le rindieron honores a este protagonista, acompañados por el toque de tambor. «Ha sido una forma de recordar su figura que está muy olvidada», añade Ruiz.

Este grupo ya piensa en nuevas iniciativas para la ciudad.