Coti y Rozalén actuarán en las fiestas patronales de Trujillo

Rozalén, en una actuación /hoy
Rozalén, en una actuación / hoy

El concejal Enrique Borrega defiende que se hace una gestión directa de estos espectáculos

Javier Sánchez Pablos
JAVIER SÁNCHEZ PABLOS

Se trata de que sean unas fiestas como las de antes, «nuestras». Así lo dijo el concejal delegado, Enrique Borrega, en la presentación ayer del programa de las fiestas patronales, que se celebrarán del 22 de agosto al 8 de septiembre. Estuvo acompañado por los ediles Manuela Ortega y Javier Salor. La estructura será parecida a ediciones anteriores. La principal novedad es que los conciertos del Festival de música danza y teatro en el castillo son gestionados directamente por el Ayuntamiento.

Uno de ellos será ofrecido por Coti, previsto para el 29 de agosto. Ese día será el pregón. Al día siguiente, se subirá al escenario del patio de armas Rozalén. La recaudación de las entradas de ambas veladas se las quedará el Consistorio.

Tras estos recitales, se celebrará un baile en el patio de San Pablo. Además, el 28, habrá un musical, Aladdín, para el público infantil en la alcazaba. En este caso, llega a coste cero para las arcas municipales, apunta el edil. Eso sí, el dinero de las entradas será para el promotor.

Ese mismo día, por la mañana, como novedad, habrá un parque de hinchables acuático en la piscina municipal de doce a tres de la tarde. La entrada será gratuita. Para los más pequeños, no faltará en la programación festiva tres días de marionetas de 'Peneque el Valiente' y dos de 'Pepito y sus amigos'. Las verbenas serán el 31 de agosto, después de la Salve, en la plaza Mayor y el domingo 1 de septiembre, en el paseo Ruiz de Mendoza.

Otro de los platos fuertes serán los festejos taurinos dirigidos, una vez más, por la asociación 'Encierros carnavales plaza Mayor'. Habrá capeas los días 1 y 2 de septiembre. Después, se volverá el 6, con un festejo nocturno amenizado por una discoteca móvil. El 7, capea para las mujeres. Como novedad, después de este festejo, este colectivo pondrá una discoteca móvil en las inmediaciones de la plaza de toros. Terminará el 8 de septiembre. Esta organización ha incluido varias capeas a media mañana para jóvenes.

Estas propuestas se unen a los torneos de peñas, así como a los festejos religiosos. La bajada de la patrona, en procesión, desde el castillo será el 22 de agosto.

Con la gestión llevada a cabo, Borrega considera que el Ayuntamiento ahorra dinero. Señala que el presupuesto para esta programación está entre los 100.000 y 120.000 euros, pero se recuperará gran parte con las entradas.