El Ayuntamiento quiere ordenar la carga y descarga en la plaza Mayor

El Ayuntamiento quiere ordenar la carga y descarga en la plaza Mayor

Ahora, el límite horario es hasta las ocho de la tarde y se puede hacer en cualquier zona

Javier Sánchez Pablos
JAVIER SÁNCHEZ PABLOS

El Ayuntamiento parece decidido a poner orden en la plaza Mayor, al menos, en algunos aspectos. Ejemplo de ello es la carga y descarga. Por ahora, según la señalización, este servicio se puede prestar hasta las ocho de la tarde, en cualquier lugar. Tanto fuentes municipales, como empresarios, reconocen que este hecho hace que sea un desorden y se vean a horas muy diversas dar ese servicio a distintos negocios. «También es cierto que la mayoría lo hace por la mañana», se dice desde el Consistorio trujillano.

La intención del equipo de Gobierno es tanto delimitar ese horario, como el espacio que se quiera ocupar. La propuesta está hecha. La idea es que esa carga y descarga se haga de ocho de la mañana a una de la tarde, al menos, de lunes a viernes. También se quiere fijar un espacio único para ese servicio, que es el lateral de 'La zona del Nuria'.

Con la intención de llegar a un acuerdo con los empresarios, se llevó a cabo ayer una reunión con personal del equipo de Gobierno y con dos representantes de la Asociación de Empresarios de Trujillo, como fueron su secretario y el vocal de hostelería. Todavía no se han tomado una decisión. No obstante, fuentes de este colectivo inciden en la necesidad de poner orden a esta situación, aunque consideran que sería bueno que hubiera dos espacios delimitados para prestar ese servicio de carga y descarga. Una vez que esté todo cerrado, se pondrá la señalización oportuna y se informará a los empresarios. La idea es que no se demore mucho en el tiempo.

Otras medidas

La regulación de este servicio llega tras la última reunión mantenida para poner orden también a las terrazas de los establecimientos hosteleros de la parte de debajo de la plaza Mayor, una aspiración de la que se lleva hablando hace años. Por ahora, se ha acordado autorizar y regularizar los espacios ocupados. A partir de ahí, la intención es delimitarlos. Las negociaciones por ahora siguen abiertas.

Una cuenta pendiente siguen siendo los estacionamientos en la plaza Mayor. En la actualidad, hay permisibilidad para dejar el coche en cualquier sitio. Esta situación no gusta ni a dirigentes ni a muchos vecinos, ni a turistas.

 

Fotos

Vídeos