La plaza Mayor acogerá una jura de bandera con personal civil

Tendrá lugar el 17 de noviembre, a mediodía

PARTICIPACIÓN DEL CEFOT DE CÁCERES

Integrantes del Centro de Formación de Tropa de Cáceres (Cefot) estarán en Trujillo el 17 de noviembre para organizar una jura de bandera de personal civil. Tendrá lugar en la plaza Mayor, a partir de las doce del mediodía. Así lo anunció ayer el coronel Enrique Martín, acompañado por la primera teniente alcalde de la ciudad, Inés Rubio.

Con este acto, las personas participantes «formalizarán su compromiso moral con la patria». Algunas personas, hombres y mujeres, lo harán por primera vez y otras podrán renovar ese compromiso. En esta celebración, habrá una formación de la compañía de honor que custodiará la bandera del Cefot. Se llevará a cabo la fórmula reglamentaria de promesa o juramento de defensa a España. El siguiente paso será el beso a la bandera, de uno en uno. Este acto terminará con «un homenaje a las personas que dieron su vida por España» y la realización de una dislocación y un desfile de la formación militar, según el coronel.

Para participar en este jura de bandera, se abrirá un plazo inscripción del 1 de octubre a 9 de noviembre en la oficina de Patrimonio, situada en la plaza Mayor. Las personas interesadas deberán rellenar una instancia. En un principio, el acto está pensado para unas 150 personas. Si la demanda es mucho mayor, se podría aumentar ese 'cupo', explica la edil Inés Rubio. Al finalizar esta celebración, se entregará un certificado a los participantes de ese acto solemne. La primera teniente alcalde y el coronel del CEFOC confían en que tenga una gran aceptación. Así lo demuestran otras juras de bandera de otras poblaciones parecidas a la de Trujillo. «Creo que va a gustar», añade la edil.

Además de esta iniciativa, el 16 de noviembre, gracias a este centro de formación de tropa, se inaugurará, en el conventual de San Francisco, la exposición 'Ser soldado'. Se trata de una muestra de la formación básica del soldado. Mediante 40 paneles, se dará a conocer el trabajo que realizan esos jóvenes desde entran,, por primera vez, en este centro hasta que se marchan a las distintas unidades, explica el coronel Martín. Además, se mostrarán diversas actividades y material básico existente en el Cefot. Esta iniciativa contará con su vertiente educativa. Por ello, se invitará a los colegios. Entre otros utensilios, los alumnos podrán ver «materiales más activos y más didácticos».

Después de la inauguración, tendrá lugar el concierto de la unidad de música de la Academia de infantería de Toledo. Esta formación «tiene una gran tradición, puesto que fue creada en 1874». Está compuesta por 40 músicos.

Apoyo

La concejala trujillana Inés Rubio quiere mostrar su apoyo al Cefot de Cáceres para que continúe en Extremadura, ante la posibilidad de que pueda cerrar sus puertas. Prueba de ese apoyo es la colaboración entre ambas instituciones. Rubio reconoce que las movilizaciones sociales y de las instituciones han provocado que, por ahora, tenga esa permanencia activa en la ciudad cacereña. Añade que estas instalaciones poseen una especial relevancia tanto en lo social como en lo cultural y en lo formativo, además de los lazos afectivos que les vincula a vecinos de distintas poblaciones de la provincia cacereña. La continuidad del Cefot con plenas garantías formativas supone contar con un empleo sostenible, según la edil. El centro dispone, en la actualidad, con 200 profesionales.